viernes, 12 de abril de 2013

Jung y el nazismo


 
No es el objetivo de este blog juzgar a Jung por su simpatía hacia el nazismo pero existen antecedentes que son innegables. Jung por supuesto, jamás estuvo de acuerdo con lo que posteriormente se llamó el Holocausto Judío. Lo que sí estamos en condiciones de afirmar, es su aprecio y en algún grado compromiso con la ideología Nazi. Jung jamás mató a un judío y tampoco justificó las atrocidades cometidas por esos años. Su interés era de tipo intelectual. Más de una vez fantaseó con brindar un respaldo científico a las ideas nacional socialistas. Jung quiso poner su gran descubrimiento, la Psicología Analítica, al servicio de los ideales nazis. La raza aria para él, era superior a la judía y no debía mezclarse con ella. Este supuesto no debía tomarse con apasionamientos, sino que debía tomarse como una verdad científica, tal como Freud había demostrado la existencia del inconsciente a comienzos de siglo.

Jung decía: “A mi juicio, la actual psicología médica ha cometido un grave error al aplicar indiscriminadamente categorías, que ni siquiera son válidas para todos los judíos, a los germanos cristianos o eslavos [...].”
Esta cita de 1934 hace pensar que Jung hacía diferencias entre las razas y que la psicología debía considerar estas diferencias. De acuerdo a esto, no habría una psicología para todos por igual, había que hacer distinciones y por supuesto, si se trataba de la raza aria y la judía.

Jung reconoció públicamente su afición a las ideas nazis y su admiración hacia la figura de Adolfo Hitler. En 1933 fue nombrado presidente de la Sociedad Médica de Psicoterapia que agrupaba a diversos países, entre ellos a Alemania. Se redactó una declaración de principios para esta sociedad que decía algo así como:

“Esta sociedad tiene la tarea [...] de unir a todos los médicos alemanes [...] que pretenden formarse y practicar la terapia psiquiátrica conforme a las concepciones nacionalsocialistas…”

Esto es sólo un ejemplo del alcance que tuvieron las ideas del nacional socialismo alemán. Existió el ánimo de legitimar médicamente a este régimen y Jung estaba a la cabeza de todo esto. Posteriormente publica su célebre Himno a Wotan, un escrito breve acerca del dios principal de la mitología nórdica. Wotan, antiguamente conocido como Odín es el dios de la guerra, la sabiduría y la muerte. El dios Wotan ocuparía un lugar en el corazón del alma alemana y esto explicaría valores como la fuerza, la valentía y el arrojo del soldado alemán. Jung centra en esta figura arquetípica los hechos acontecidos en Europa bajo el régimen Nazi. El partido nacional socialista poseería este origen ancestral muy anclado en la raza aria y esto explicaría la fuerza del movimiento.-            

 


9 comentarios:

  1. uuuuuuuuuuuuuuu.
    que fuerte.
    Etica existia en ese tiempo?

    ResponderEliminar
  2. uuuuuuuuuuuuuuu.
    que fuerte.
    Etica existia en ese tiempo?

    ResponderEliminar
  3. Entré al Blog exclusivamente para constatar la simpatía de C G Jung por el nazismo. Veo más bien en Jung un interés científico antes que político. No lo juzgo por éso. Es tal su legado a la humanidad que este hecho no es relevante para mi. Gracias psicologoignacio

    ResponderEliminar
  4. Entré al Blog exclusivamente para constatar la simpatía de C G Jung por el nazismo. Veo más bien en Jung un interés científico antes que político. No lo juzgo por éso. Es tal su legado a la humanidad que este hecho no es relevante para mi. Gracias psicologoignacio

    ResponderEliminar
  5. yo si lo juzgo y también saco conclusiones sobre sus teorias...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su comentario, lo invito a leer otras entradas.

      Eliminar